ANTORCHA
UN MENSAJE CRISTIANO Y ECUMENICO.....

¡Bienvenido a mi blog!

Inicio

Mi Perfil

Calendario
<<   Julio 2017    
LMMiJVSD
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
31       
Apúntate
Suscríbete al blog

Categorías
General (214) Sindicar categoría
Derechos Humanos (34) Sindicar categoría
Diálogo interreligioso (7) Sindicar categoría
Familia y Sociedad (174) Sindicar categoría
Archivo
Julio 2017 (21)
Junio 2017 (26)
Mayo 2017 (18)
Abril 2017 (15)
Marzo 2017 (27)
Febrero 2017 (26)
Enero 2017 (28)
Diciembre 2016 (31)
Noviembre 2016 (32)
Octubre 2016 (19)
Julio 2012 (2)
Mayo 2012 (2)
Marzo 2012 (1)
Febrero 2012 (2)
Enero 2012 (1)
Diciembre 2011 (1)
Octubre 2011 (1)
Septiembre 2011 (3)
Agosto 2011 (2)
Julio 2011 (3)
Mayo 2011 (4)
Abril 2011 (4)
Marzo 2011 (2)
Febrero 2011 (4)
Enero 2011 (5)
Diciembre 2010 (3)
Noviembre 2010 (4)
Octubre 2010 (5)
Septiembre 2010 (4)
Agosto 2010 (4)
Julio 2010 (3)
Junio 2010 (4)
Mayo 2010 (5)
Abril 2010 (5)
Marzo 2010 (4)
Febrero 2010 (4)
Enero 2010 (4)
Diciembre 2009 (6)
Noviembre 2009 (7)
Octubre 2009 (11)
Septiembre 2009 (15)
Agosto 2009 (19)
Abril 2009 (3)
Marzo 2009 (1)
Febrero 2009 (1)
Enero 2009 (6)
Diciembre 2008 (2)
Noviembre 2008 (5)
Octubre 2008 (4)
Septiembre 2008 (4)
Agosto 2008 (2)
Julio 2008 (4)
Junio 2008 (4)
Mayo 2008 (6)
Sindicación
Artículos
Comentarios
Enlaces
Blog DE FREDY
eGrupos
EL HERALDO
EL NUEVO RINCON DE FREDY
LA VIDA POSITIVA
MERCABÁ
MIRA VOS - VIDEOS
NOTICIAS DE LA NASA
Padre MARIO
PARA REFLEXIONAR
SAN ROQUE RCC - Mensajeros de la Paz
ZoomBlog
 

El problema del pensar mal

Graves daños surgen cuando alguien piensa mal.


Por: P.Fernando Pascual, L.C. | Fuente: Catholic.net



Muchos errores surgen no por falta de pensamiento, sino desde un modo equivocado de pensar. Porque graves daños surgen cuando alguien piensa mal.

¿Cuándo se piensa mal? Cuando uno acepta premisas equivocadas porque son repetidas por la mayoría sin el menor sentido crítico.

O cuando otro reflexiona con prisas guiado por sentimientos y pasiones que impiden controlar los datos con más precisión.

También el pensamiento se convierte en sofístico si busca solo triunfar sobre el otro a cualquier precio, sin abrirse al reconocimiento de que también hay puntos válidos en el “adversario”.

El problema del pensar mal genera discusiones absurdas, tensiones acumuladas, desprecios injustos, incluso agresiones verbales o físicas.



Basta con observar cómo reaccionan algunos presuntos defensores de derechos individuales ante quienes levanten dudas enriquecedoras acerca de planteamientos débiles o erróneos.

Por eso, frente a tantas personas que muestran modos de pensar llenos de pasiones y prejuicios y vacíos de serenidad y de apertura de mente, vale la pena un esfuerzo continuo para no caer en la misma trampa y para ir a fondo en tantos temas que lo ameritan.

Entonces en medios informativos y en el puesto de trabajo, entre amigos y entre familiares, habrá menos discusiones absurdas y más diálogos que permitan orientar la mente hacia razonamientos serenos; razonamientos dirigidos agudamente hacia los datos tal y como se presentan a una mente abierta y reflexiva.

 

Publicado por ALFRE306 el 12 de Julio, 2017, 11:41 | Referencias (0)

 

 

Blog alojado en ZoomBlog.com